976 770 111
Avda. Zaragoza, 2
50180 Utebo, Zaragoza

VI Aragón negro (2019)

fanvi

 Utebo celebra, entre el 15 y el 31 de enero, el VI Festival Aragón Negro, una cita cultural multidisciplinar ineludible con el género noir que, en esta ocasión, se basa en tres ejes programáticos bien diferenciados: los héroes, el erotismo y la magia.

Nuestra localidad ha vuelto a sumarse a esta iniciativa cultural de primer nivel, ejerciendo de subsede junto a otras diecisiete localidades aragonesas más (además de la capital, Zaragoza), esto es:  Huesca, Teruel, Pina de Ebro, Gelsa, Tauste, María de Ebro, Brea, Illueca, Fuentes de Ebro, Leciñena, Borja, Daroca, Cadrete, Calamocha, Alcañiz, Valderrobres y Mirambel.

Tienes toda la programación del FAN en Utebo en este documento: programacion_vi_fan.pdf

 

Viernes 18 de enero

Aragón Negro Gastronómico

Utebo ya respira noir de la mano del FAN, y su programación cultural arranca esta tarde con la celebración de una actividad policiaca para chicos mayores de seis años titulada “¡Se necesitan detectives!" y que se desarrollará en el Centro Cultural María Moliner a parti de las 17.30 horas.

Pero, al margen de esta actividad, ayer, Utebo, ya pudo sumergirse en el espíritu del Festival Aragón Negro gracias al arranque de Aragón Negro Gastronómico (que puede seguirse en las redes sociales con el hastag #Gastrofan2019), una iniciativa que aglutina gastronomía y género negro en siete establecimientos hosteleros de nuestra localidad: El Cachito de Pan (C/ San Andrés, 43 Bajo), Omas (C/ Joaquín Costa, 26), Asador La Torre de Utebo (C/ San Andrés, 27), Dgusta (C/ Pablo Serrano, 5-7), Octavus (C/ Santa Teresa, 31), La taberna del Casco Antiguo (C/ Joaquín Costa, 34), y Ciro´s (avenida de Navarra, 21).

 Los bares elegidos, ayer, para arrancar la visita de este Aragón Negro Gastronómico fueron dos: el Omas y el Ciro´s, ambos con sendas propuestas gastronómicas tan interesantes como apetitosas. Por una parte, el Omas ha creado un pincho especial para la ocasión que ha bautizado como “El silencio de los corderos” (ver fotografía inferior).

gastrofan pincho omas

 

En él, la propietaria del bar nos explicó que se trata de un montadito a base de ternasco de Aragón, queso de rulo de cabra, confitura de tomate y ajos verdes. Estos ingredientes, precisó, evocadores del título de la mítica película de 1991 protagonizada por Anthony Hopkins y Jodie Foster, y con el tomate (cómo no) en clara alusión a uno de los principales ingredientes del universo noir: la sangre.

  Con éste, el Omas es el segundo año que se une a la iniciativa de Aragón Negro Gastronómico, pues ya el año pasado tomó parte en él con una creación culinaria protagonizada por el arroz negro.

vudú

  El Ciro’s, en cambio, se ha estrenado este año en el GastroFAN, y lo ha hecho con una tapa bautizada como “Vudú” y que, con forma de muñeco y atravesado por diversos palillos (en clara alusión a la agujas utilizadas en la brujería de vudú), los clientes pueden degustar una curiosa creación culinaria que consta de hojaldre, manzana confitada y morcilla de Aragón.

 El GastroFAN continuará los próximos dos jueves, coincidiendo además con la iniciativa del Utepincho, y se espera que la afluencia de público a los establecimientos participantes vaya in crescendo, ya que ayer la festividad de San Antón fue una dura competencia para los bares con los más de dos mil bocadillos que se repartieron entre los vecinos en la tradicional hoguera que se desarrolló en el recinto ferial. Permaneced atentos a esta sección de la página web; aquí os iremos mostrando las creaciones culinarias del resto de establecimientos participantes. ¡Bon apetit!

 

Taller infantil de detectives

Uno de los mayores atractivos del Festival Aragón Negro es que, con el paso de las ediciones, se ha ido universalizando desde el punto de vista del público al que se dirige. Porque lo noir, si bien se asocia a un público adulto, puede reconvertirse, y tratarse, para ser adaptado y transformarse en algo lúdico con lo que divertir a los más pequeños. Y esta tarde de viernes, en Utebo, se ha vivido una de esas experiencias gracias al taller infantil “¡Se necesitan detectives!”, una estupenda actividad en la que han participado cerca de veinte niños y niñas mayores de seis años que han pasado un rato la mar de divertido gracias a un divertido juego en el que tenían que resolver un misterio, adivinando pista y sorteando peligros.

taller detectives

niños taller

 

Concretamente se les ha planteado resolver el extraño caso de un robo en una joyería, y los chicos han tenido que adivinar la identidad de los ladrones, y el modo en el que se ha robado en la joyería, mediante la paulatina resolución de pistas y acertijos. La actividad, supervisada por unas monitoras, ha sido todo un éxito, y los chicos se lo han pasado genial avanzando a través de la historia hasta resolver el misterio, y todo ello, además, mediante juegos de lógica y acertijos que esconden, tras su componente lúdico, un gran peso didáctico.

 Esta noche, el FAN continuará en Utebo con la programación especial de cine Utebo Autor y la proyección del filme “Quién te cantará”, y mañana con el espectáculo teatral y de danza “Colorhadas”, a cargo de Teatro Arbolé y Tarde o Temprano Danza. Esta obra se pondrá en escena en el teatro municipal Miguel Fleta a partir de las 18 horas y en él se podrá viajar a través del mundo de la magia, unos de los leitmotiv que articulan la sexta edición del FAN, gracias a un espectáculo en el que tres bailarinas nos mostrarán, gracias a los personajes que interpretan, un viaje iniciático donde la imaginación y las sensaciones se apoderarán del escenario… y de los espectadores.

 Por último, la programación del FAN del fin de semana concluirá con el desarrollo, el domingo, de un taller de cómic titulado “La magia en el cómic” y que impartirá Peter Ballarín entre las 11 y las 13 horas en el Centro Cultural Mariano Mesonada. Sin duda, un fin de semana cargado de buenas propuestas noir para disfrutar del FAN.

 

jueves 24 de enero

 Encuentro con Teresa Viejo

Teresa Viejo

Con el prolífico escritor aragonés Juan Bolea como maestro de ceremonias, ayer, la sala de actos del Centro Cultural Mariano Mesonada acogió uno de los platos fuertes de la programación utebera del Festival Aragón Negro: la visita de la periodista, y escritora, Teresa Viejo, quien llegó a Utebo para hablarnos de sus novelas, especialmente de su última obra “Animales domésticos”, pero sobre todo y ante todo de creación literaria; y todo ello englobado en una charla que llevó por título “La inspiración como proceso mágico”.

 La veterana comunicadora, actualmente en RNE, se apoyó en una frase de Eduardo Galeano (“no estamos hechos de átomos; estamos hechos de historias”) para hablar de la creación literaria, el eje vertebrador de la amena charla que brindó a las cerca de treinta personas asistentes. Viejo animó a los presentes a escribir; concretamente a escribir el libro que a uno le gustaría leer, y a hacerlo sin atajos, sin rodeos, puesto que, como afirmó, “la inspiración no pregunta porque es una especie de fe religiosa”. De este modo, la autora dio unas pinceladas sobre cómo entiende ella la escritura, y no dudó en argumentar que escribir “es terapéutico y revolucionario”. “Escribir -explicó con más detalle- escuece y alivia a un tiempo; escribir, también, es reescribir. Y, lo más importante de todo, es que una vez que has escrito algo, sin duda ese texto puede ser recortado. Y cuando crees que no puedes recortarlo más, todavía puede serlo más aún”.

 “Toda novela -continuó con su exposición Teresa Viejo, a la que, por su locuacidad, se le notaba enseguida la sangre de comunicadora que corre por sus venas- arranca con el descubrimiento de un objeto, una fotografía, una casa, un libro, unas ruinas… Ese descubrimiento da paso a la curiosidad, y esa curiosidad se acaba convirtiendo en una pulsión que, como un virus, se te inocula y no puedes parar hasta que no has escrito la historia que te ha sobrevenido”.

 Luego de hablar del proceso creativo, Teresa Viejo se centró en departir sobre sus novelas, y así desgranó sus principales ingredientes y relató sus respectivos procesos creativos para luego, finalmente, centrarse en su última novela, “Animales domésticos”, que Juan Bolea definió como una novela negra “muy potente” puesto que en ella confluyen numerosos ingredientes habituales en el género noir, un halo misterioso, unos personajes muy creíbles con dobles vidas, una tensión que no decae a lo largo de todo el relato y un cierre que, en palabras de Viejo, le pareció, cuando lo hubo escrito “perfecto” por cuanto entendía que era así y no de otra manera como había de finalizarla.

 Al término de su exposición, se abrió un coloquio en el que el público asistente participó activamente y en el que Teresa Viejo resolvió todas cuantas dudas y preguntas le formuló, para luego pasar a la firma de ejemplares. Fue, sin duda, un encuentro formidable con una autora con una locuacidad e inteligencia sin parangón y que, a su marcha, dejó en nuestra localidad un buen puñado de lectores más.

 

viernes 25 de enero

 

 

 

Gala "Héroes"

 

Gala “Héroes” en Utebo: tres héroes rebosantes de humildad en una emotiva gala llena de lecciones de humanidad

 

 

Los tres héroes

Magia, erotismo y héroes son los tres ejes que, conformando un solo leitmotiv, vertebran esta sexta edición de Aragón Negro, y Utebo ha acogido, esta tarde, un acto muy especial centrado en uno de esos tres ejes: los héroes. Ha sido, concretamente, una gala que se ha celebrado en el Teatro Municipal Miguel Fleta y cuyo carácter, netamente local pero sumamente extraordinario, ha conseguido que las más de cien personas que se han congregado en el teatro hayan pasado una velada inolvidable.

 

Cuántas veces hemos escuchado esa frase que reza que no todos los héroes llevan capa. Y es que, lejos de asociar los conceptos de heroísmo o heroicidad con acciones que requieren de superpoderes que trascienden las aptitudes normales y meramente físicas del ser humano, en el FAN se ha centrado el foco en una tipología muy especial de héroes, esto es, en todas esas personas que, por unos u otros motivos, han desarrollado, o desarrollan, acciones que, a los ojos de los demás, son heroicas. A veces son modos de vida. A veces son acciones relacionadas con el ámbito laboral. A veces son actitudes ante las adversidades. A veces son un poco de todo lo anterior.

 

Tomando como premisa estos ingredientes y realizando una traslación de los mismos a los uteberos, en la gala celebrada en el teatro utebero, titulada Héroes, se ha rendido un bonito y emotivo homenaje a tres vecinos que, elegidos entre los uteberos de manera completamente espontánea, representan esos valores antes mencionados. Así, en la gala de esta tarde, a la que han asistido, además, numerosas autoridades de la localidad, se ha puesto en valor esa formidable tipología de heroicidad, por tres motivos bien diferenciados, de esos tres uteberos. Y todo ello trufado, además, de actuaciones musicales en modo de rap con letras llenas de mensaje y con la actuación final de un mago que ha hecho las delicias de todo el público.

 

Los héroes, uno a uno

 

gemma

Los héroes homenajeados han sido tres; por un lado, Gemma, una joven vecina de la localidad con unas circunstancias vitales muy especiales, y es que, siendo adolescente, tuvo que renunciar a los estudios por cuidar a su padre, enfermo. Pero su fortaleza, su tesón y su valentía, su heroísmo en mayúsculas, tuvieron recompensa. Su padre superó la enfermedad, y ahora ella, a sus 20 años, afronta la vida con una sonrisa formidable, volcándose con una energía increíble en todas cuantas empresas realiza y hasta el punto de estar trabajando en la puesta en marcha de un proyecto para ayudar a adolescentes que tengan que afrontar la misma tesitura que ella. Una luchadora con mayúsculas y una heroína en toda regla que, además, lleva la humildad por bandera cuando afirma, sincera y espontáneamente, que ella no se advierte como una heroína o como un espejo en el que nadie deba mirarse. Que, en cualquier caso, héroe es su padre, que es quien superó un cáncer, luego un ictus que le dejó hemipléjico y, a pesar de todo, volvió a andar.

pilar

En segundo lugar, otra heroína, Pilar, una enfermera del barrio de Malpica de 53 años de la que destaca su bondad, su cercanía, su implicación, su buen hacer y su profesionalidad. Una mujer que, en sus propias palabras, tampoco se advierte como ninguna heroína sino que, simplemente, se ve como una mujer que ama su trabajo, eminentemente vocacional, y sufre y disfruta y ríe y llora con él. Que trata a las personas y cuando llega a su casa sigue pensando en ellas, en cómo estarán, en qué tal les habrá ido. Una mujer que vive, y se desvive, por los demás.

Gemma

 

Y, por último, Adán, todo un ejemplo de superación personal. Alguien que, a sus 36 años, tiene un pasado marcado por diversos problemas y adicciones pero que en un momento dado supo reconducir su vida, hacer un punto de inflexión en ella y hacer borrón y cuenta nueva. Pero no solo eso. Porque, tras dos años y medio limpio de adicciones y ya superadas todas estas trabas que tanto condicionaban su vida, ha decidido ayudar a todos cuantos, por unas circunstancias u otras, se hallan actualmente en una situación análoga a la que él vivió. Sin duda, otro ejemplo de heroísmo que, al igual que sus compañeras heroínas, tampoco se ve a sí mismo como ningún héroe y no duda en señalar a un tercero, en este caso a su novia, como la auténtica heroína y el cayado en el cual se apoyó para superar sus adicciones.

 

Sí, los héroes, a veces, no llevan capa, y viven entre nosotros aunque no lo sepamos. Y, lo más curioso de todo, es que ellos no son conscientes de que lo son y, cuando alguien les señala como tal, se sorprenden y no dudan en señalar a alguien como el catalizador de esa heroicidad. O, simplemente, en decir que ellos no lo son. Que, en todo caso, son otros y por otros motivos.

 

jueves 31 de enero

Última jornada del GastroFAN

Aragón Negro toca a su fin y en Utebo lo ha hecho dejando un buen sabor de boca; por un lado, gracias al más que notable seguimiento de las actividades programadas, donde la gala Héroes y la visita de Teresa Viejo brillaron con luz propia; y por otro, y éste ya en el sentido más literal de la expresión, gracias a los pinchos con los que los bares participantes en el GastroFAN han participado en el festival. Y lo han hecho, además, a pesar de las condiciones algo “adversas” que, ironías del calendario y de la mala suerte, han condicionado su desarrollo. Nos referimos a que tanto el jueves 17 como el 24 el GastroFAN quedó en un segundo plano por sendas cuestiones ajenas al festival. En el caso concreto del día 17, por la celebración de la festividad de San Antón, lo que provocó que la habitual afluencia de clientes a los bares se viese sensiblemente afectada; y en el caso del día 24, por el corte de agua que sufrió la localidad como consecuencia de unas obras en la tubería de suministro del Ayuntamiento de Zaragoza.

 

 

Sea como fuere, el hecho es que hoy, día 31, Utebo ha afrontado la última jornada tanto del festival Aragón Negro como del GastroFAN, y en esta ocasión nos hemos desplazado a varios establecimientos para descubrir sus creaciones gastronómicas. Así, en El cachito de pan, en la C/ San Andrés, hemos descubierto su aportación al GastroFAN, un pincho llamado “Desde el infierno” consistente en un crujiente de pollo con chocolate caliente y un pimiento picante.

gamba negra

Por su parte, en la Taberna Casco Histórico, el pincho para la ocasión ha sido “la gamba de negro”, una curiosa creación culinaria consistente en un arroz con alioli y una gamba orly con un rebozado muy especial a base de tinta de sepia.

 

Asador la torre

Por último, también hemos visitado el Asador La Torre de Utebo, donde la protagonista era una “Albóndiga de ternasco con salsa sangrienta”, un pincho que gustó mucho y cuyo nombre rendía homenaje al filme Delicatessen, la mítica película de terror de 1991 en la que sus integrantes tenían que enfrentarse a un carnicero caníbal.

 

 

 

En definitiva, un GastroFAN con mucho potencial, con sensacionales creaciones culinarias, pero que no ha eclosionado como pudiera esperarse, y como ya hizo el año pasado, por circunstancias totalmente ajenas al propio desarrollo del festival. En cualquier caso, el sabor de boca que ha dejado este GastroFAN, y por extensión Aragón Negro, ha sido más que positivo y ha vuelto a evidenciar que en Utebo gusta mucho lo noir.

 

 

 

 

Subir